Blog médico de clinicacemtro.com

Tu salud nuestro objetivo

Preguntas frecuentes sobre el Virus del Ébola

El brote de Ébola en África y la llegada del misionero español infectado han desatado cierta alarma social en torno a esta enfermedad. Estas líneas extraídas de la OMS responden a algunas de las preguntas más frecuentes sobre esta enfermedad. Consulta su página para más información.

 

1) ¿Qué es el Ébola?

Una enfermedad vírica con frecuencia letal que afecta a humanos y a primates. Otros animales como los murciélagos portan el virus sin tener la enfermedad y pueden ser un foco de transmisión.

 

2) ¿Cómo se infectan las personas con el virus del Ébola?

A través de contacto estrecho con órganos, fluidos y secreciones de personas o animales infectados. Una vez que la enfermedad se ha controlado y no existe presencia del virus circulando en plasma el paciente deja de ser contagiosos, salvo por relaciones sexuales (el virus persiste hasta 7 semanas en el semen).

 

3) ¿Cuales son las poblaciones de mayor riesgo?

Dada la forma de transmisión, las poblaciones de mayor riesgo son aquellas personas que tengan un contacto más estrecho con el paciente (personal sanitario, familiares…) y persona que tenga contacto con animales infectados.

No se sabe si la predisposición a contraer la enfermedad varía en situaciones de inmunodepresión.

 

4) ¿Cómo se manifiesta?

Produce un cuadro de intensa debilidad, fiebre, dolores generalizados, que se siguen de erupciones cutáneas, fallo renal y hepático, y en ocasiones hemorragias internas y externas.

 

5) ¿Cuánto tarda en aparecer la enfermedad?

El periodo de incubación varía entre 2 y 21 días desde que la persona se infecta hasta que comienza a manifestarse la enfermedad. Sin embargo, durante el periodo de incubación, el paciente no es contagioso.

 

6) ¿Quién debe buscar atención médica?

Aquellas personas que hallan estado en una zona con casos confirmados de enfermedad de Ébola, o quienes hayan estado en contacto directo con una persona presuntamente infectada.

 

7) ¿Qué tratamiento podemos ofrecer?

No existe ningún tratamiento específico contra el virus del Ébola. El tratamiento que se realiza es de soporte, con cuidados intensivos para suplir la deshidratación y el fallo renal y hepático, lo que permite que algunos pacientes desarrollen defensas y eliminen el virus.

 

8) ¿Cómo puedo prevenir la enfermedad?

En este momento no existe vacunación contra el Ébola. Las medidas de protección pasan por tomar medidas de precaución de contacto en las zonas de alto riesgo de ébola; y en difundir la información sobre la naturaleza de la enfermedad y la forma de prevenirla.

No se ha demostrado que ningún alimento cure o prevenga el Ébola.

 

9) ¿Es seguro viajar a una zona en la que se han declarado brotes de Ébola?

La OMS actualiza periódicamente la situación de Salud Pública en cada región y establece unas restricciones de viaje y comercio si son necesarias. Fuera de eso, debe evitarse todo contacto con pacientes infectados y deben acatarse las orientaciones y recomendaciones que en cada caso haga la OMS.

 

Fuente: http://www.who.int/csr/disease/ebola/faq-ebola/es/

 

Viajeros de alto riesgo

Parece una hipérbole, pero no lo es. Hay personas para las que viajar supone un riesgo a su salud; y hay viajes que son arriesgados de por si, para cualquier persona. Es importante saberlo, y saber qué precauciones hay que tomar en cada caso, y evitarnos así un “mal viaje”.

Leer mas…

¿Cómo miro una tabla nutricional?

  • Las tablas nutricionales de los alimentos nos deben informan del porcentaje de grasa que contiene el alimento, y de la proporción de las distintas grasas. Y es importante saberlo interpretar..

Leer mas…

Trombosis y viajes en avión

 

¡Ya estamos en tiempo de vacaciones! Quienes desdeñen Cercedilla y la costa del Sol, y los Pirineos, y el mediterráneo, y los países bálticos y quieran llegar más alto, más exótico, más lejos en su afán por recorrer el mundo… probablemente precisen un vuelo trans-oceánico. Bueno, un vuelo de más de 6 horas. ¡Oh, aventureros!

 

Pues ya sabéis que en el momento de sentaros en el avión comienza la aventura: con más de 6h de vuelo aumenta significativamente el riesgo de hacer una trombosis en las piernas y, como en un taxímetro implacable, cada dos horas extras de vuelo el riesgo se multiplica.

Pero no quiero meteros miedo: el riesgo sigue siendo pequeño. Para compensarlo basta con unas simples medidas preventivas: beber agua, pasear, mover los pie en el asiento. El problema aparece en quienes tienen algún otro proceso que facilite la formación de trombos, como la obesidad, la insuficiencia cardiaca, el antecedente de trombosis o de cirugías recientes, la toma de anticonceptivos…  Ellos son los verdaderos aventureros, los que se arriesgan en el avión.

No dejéis de leer estos consejos para prevenir las trombosis en los viajes largos.

Café & Muffin… ¿a cual hemos de temer?

Temer lo que se dice temer… tampoco hay que ponerse tan drásticos. Pero ciertamente uno de mis dos compañeros de esta tarde se va a portar mejor conmigo que el otro: El dulce, pegajoso muffin va a ir directo a engrosar la pared de mis arterias.  Leer mas…